Suscribete Newsletter Twitter Facebook Album Flickr You Tube www.MujeresNet.info

Directora y Editora: Elsa Gpe. Lever Montoya                                                                                                                             

Frases Feministas
Unete a MujeresNet en FACEBOOK
MujeresNet on Facebook
SÍGUENOS EN TWITTER


Columnas de Opinión

Bibliotecas y libreri­as virtuales, en li­nea
Bibliotecas en Linea
Navega y documén-
tate
E-books, bibliotecas, librerías en línea


Soy feminista
Somos feministas
¿Te reconoces y defines como tal?
Escribe cómo vives el feminismo y qué importancia tiene para ti.


Escuelas, cursos, estudios en genero y feminismo
Formación en Género y Feminismo
¿Dónde, cuándo?
Diplomados, seminarios, talleres, escuelas, cursos, maestrías, doctorados...



Foro de discusion
Foro de discusión
¿A favor o en contra?
Opina, debate, argumenta...

Lenguaje no sexista
Lenguaje no sexista
¿Qué es? ¿Para qué?
Definiciones y manuales para un lenguaje y un periodismo libres de sexismo.


Tienda on line
Tienda Virtual
De todo un poco
Libros, artí­culos, carteles, postales y mucho más


Herramientas legales
Herramientas Legales
¿Cómo y por qué?
Leyes y lineamientos jurídicos para la defensa de los derechos de las mujeres...


         


Cuando los hombres deciden sobre la vida de las mujeres...




Foto: Brenda Ayala/MujeresNet


Por Gabriela Revueltas Valle
Jefa de departamento del Instituto Federal Electoral(IFE)

La autora nos habla de la problemática del 'techo de cristal' al interior del IFE, y de las razones que se esgrimen respecto a aumentar o no el número de mujeres en el Servicio Profesional Electoral.

En una decisión reciente, la comisión encargada del próximo concurso del servicio profesional electoral (SPE) del IFE, ha anunciado que en las 91 plazas de la siguiente convocatoria solo participarán mujeres. El personal que forma parte del SPE es, a la fecha, conformado por 2,152 personas de las cuales 472 son mujeres (21.93%) y por 1,680 hombres (78.07%). Al concluir el procedimiento de adscripción de ellas en este fin de año al SPE, se incrementará el porcentaje a 26.17, es decir ni siquiera alcanzaríamos un 30%.

Sin embargo la decisión "arriesgada" fue presentada por la comisión integrada por tres consejeros, lo cual hay que subrayar y no es menor, como una acción excepcional bajo los siguientes argumentos:

En el concurso anterior (2011) fueron concursadas 165 plazas, ganaron 110 hombres y 55 mujeres, regularmente acuden al concurso casi el doble de hombres. El IFE tiene conocimiento de la desigualdad de género interna desde el 2008 con el diagnóstico general de su estructura organizacional. Esto es aplaudible pero no la ausencia de acciones para la igualdad desde hace 4 años. Equilibrar el acceso de mujeres y hombres, también se afirmó, es una medida democrática, sin embargo no refirieron si habrá un criterio como la paridad y si este tipo de propuestas puede ser aplicada al resto del personal de la rama administrativa, ejecutiva, por honorarios y honorarios eventuales que suman alrededor de 13,000 personas.

Las condiciones laborales y los roles que tradicionalmente reproducen las mujeres es una suerte de techo de cristal dice un consejero, vale entonces preguntar: ¿son las condiciones laborales las que mantienen los techos de cristal? De ser así podemos romper dichos techos. Por otro lado ¿cómo es posible generalizar la condición de las mujeres en este momento? Considerar la forma o formas en las cuales las mujeres resolvemos nuestros roles dentro de la familia puede ser tan diverso y propicio para alterar positivamente nuestro desarrollo tanto como los hombres pueden hacerlo con el propio. A estas alturas es difícil saber todas las posibilidades para equilibrar desarrollo profesional y laboral con la vida familiar en mujeres y hombres de manera que una oportunidad puede ser dialogar con todas/os los involucrados en favorecer la igualdad de género dentro del Instituto. Hacerlo a través de un consenso puede ser una demostración de voluntad política y de certeza en las decisiones legitimadas y en relación con la vida de las mujeres.

También se expuso que ir incrementando el número de mujeres en el SPE es un proceso paulatino como lo es en el Senado y en la C ámara de Diputados ¿Por qué debe de ser paulatino? No entiendo muy bien, si en cuanto a igualdad de género lo necesario es incrementar la velocidad, ya que se está muy de acuerdo con el ideal sobre la igualdad sustantiva. La afirmación en referencia a que es un proceso "lento" es el mejor indicador de la incongruencia del discurso y de lo importante que sería el hecho de hacer participar a mujeres en estas comisiones que toman decisiones sobre su vida.

Género y Trabajo

A partir de hace algunos años, gracias a la categoría de género, el tema del trabajo de la socialización de las/os hijas/os puede ser compartido, así como el cuidado de enfermos y el trabajo doméstico. Los roles aprendidos pueden ser alterados en términos de responsabilidades domésticas y no restan identidad (ni alteran preferencias sexuales) ni a hombres ni a mujeres. Recordemos las cifras: las mujeres en México dedican, en promedio 47 horas semanales a labores de la casa mientras que los hombres 19. Ciertamente el trabajo y las jerarquías dentro de las organizaciones mantienen estructuras altamente masculinizadas, sin embargo, susceptibles de ser cambiadas a partir de habilidades y del género de las personas. Digamos que la necesidad de integrar a más mujeres en los cargos de mando no es solo la "vista" estadística, es una de las estrategias para favorecer el desarrollo de una sociedad que está formada por mujeres y por hombres. En muchos grupos de la población puede ser una forma de generar mayor desarrollo económico y cultural para todos los integrantes.

En otra dimensión del trabajo profesional y los géneros tenemos que tal como vivimos la dinámica de los roles y el trabajo (exhaustivo, estresante, enajenante) existe una relación directa con la violencia doméstica. Entre todas las causas relacionadas con la masculinidad de los agresores, figura la frustración frente a su trabajo, y ello, podemos demostrarlo, no solo está coludido con el estatus y la remuneración, de modo que para los hombres la presión puede ser muy intensa y fuertemente relacionada con el rol de género esperado y reproducido de forma estructural.

La llamada medida excepcional, porque de esta manera no se volverá a repetir, es un buen indicador de la falta de una política interna de transversalidad de género en el instituto, en la cual también decidan mujeres. Existe la posibilidad de crear una visión progresista frente a la desigualdad entre las/os funcionarios que laboran ahí y permitirse demostrar, a su vez, a los partidos políticos acciones democráticas en el sentido de asumir la necesidad de favorecer liderazgos de mujeres en el quehacer político. La medida excepcional confirma la carencia de un compromiso real, no solo de discurso, con la igualdad de género en la propia sociedad y, valga la referencia, en la construcción de una ciudadanía exenta de simulaciones.

Referencias periodísticas:
http://noticiasmvs.com/#!/noticias/concursaran-91-vacantes-solo-entre-mujeres-en-el-ife-332.html
http://www.cimacnoticias.com.mx/node/62705






Artículo al Azar



Escucha y piensa

Canciones para Reflexionar

TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS. © Copyright, México MujeresNet.Info, Información con Perspectivas de Género y Feminista
| Diseño: Elsa Lever M. | RSS | NINGUN TEXTO PUEDE SER REPRODUCIDO SIN PERMISO EXPRESO DE MUJERESNET.INFO | ecoestadistica.com
| Aviso Legal | Política de Privacidad | Mapa del Sitio | Su publicidad | PageRank Checking Icon